domingo, 22 de abril de 2018

¿Es necesario denunciar los ataques a la libertad religiosa?

¿Es necesario denunciar los 

ataques a la libertad religiosa?

Si estos ataques no aparecen en medios o nos los hacen llegar personas 
particulares, no los podremos reportar. Entonces, podría parecer que no 
existe cristianofobia en España.


Arran y la CUP claman contra la islamofobia y fomentan la cristianofobia.
Arran y la CUP claman contra la islamofobia y fomentan la cristianofobia.
Desde el Observatorio para la Libertad Religiosa, que tengo el honor de presidir, llevamos seis años
reuniendo en un informe anual los ataques a la libertad religiosa en España. Una de las principales
 conclusiones que sacamos año tras año es que en España existe cristianofobia y un laicismo agresivo.
Cristianofobia porque la cristiana es la religión más atacada (recogemos datos de todas las
 religiones). Es cierto que es la creencia mayoritaria en España, pero cada poco tiempo nos 
llega la noticia de que ha sido atacada una iglesia, además de todas las iniciativas encaminadas 
a quitar los símbolos religiosos o la asignatura de Religión de la escuela. Estos símbolos son 
casi exclusivamente cristianos (cruces en edificios públicos, por ejemplo, que llevan allí siglos
 y que, además de un valor religioso tienen un valor artístico). Y la asignatura de Religión, que
 es elegida por la mayoría de estudiantes, es católica mayormente.
Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.
Haz un donativo ahora
Estas propuestas, llevadas a cabo principalmente por partidos de izquierdas y grupos masones 
como Europa Laica, llevan a un laicismo agresivo que se manifiesta luego en las calles, como 
en pintadas a templos.
Pintadas en la parroquia del Espíritu Santo en Madrid.
Pintadas en la parroquia del Espíritu Santo en Madrid.
Es el caso que vimos, por ejemplo, en el Día de la Mujer, donde solo en la Comunidad de 
Madrid se realizaron grafitis en cuatro iglesias pertenecientes a las tres diócesis de la región. 
Dos de ellas fueron en la capital, donde su obispo había dicho que hasta la Virgen María
 se uniría a la huelga feminista. No creo que la Virgen estuviera de acuerdo con que las feministas
 atacaran la casa de su Hijo.
Otra de ellas fue en Rivas Vaciamadrid, perteneciente a la diócesis de Alcalá, en la iglesia
 de Santa Mónica, donde año tras año aparecen pintadas y donde los estudiantes del colegio 
católico cercano han sido incluso insultados por ir a esta escuela (alumnos menores de edad, recordemos).
La cuarta fue en una pequeña ermita en Getafe. Esta pintada, esta semana seguía aún ahí, 
por cierto, sin que nadie de esa parroquia ni del ayuntamiento se hubiera preocupado de limpiarla.
Estos son algunos de los ataques cristianófobos de este mes de marzo que nos deja.
 En estos años de trabajo del Observatorio para la Libertad Religiosa, nos han l
legado a preguntar si denunciar estos casos no produce un efecto llamada y hace que s
e produzcan más. También nos han llegado a decir que, para todas las iglesias que hay,
 no son tantos las pintadas o las profanaciones, y que no se puede poner cámaras en todas
 las iglesias (por supuesto, estas opiniones son minoritarias pues muchos creyentes
 respaldan nuestra tarea).
Pintadas en la Ermita de San Isidro, en Getafe con pintadas firmadas por las juventudes comunistas.
Pintadas en la Ermita de San Isidro, en Getafe con pintadas firmadas por las juventudes comunistas.
Aunque solo existiera un caso, nuestro trabajo tendría sentido. Pero más aún cuando existen 
muchos ataques que recogemos, y otros muchos que no son reportados aún por miedo, por lo 
que el número seguramente sea mayor de lo que aparezca en nuestro informe. Si el derecho a
 la libertad religiosa se ve amenazado frecuentemente en España, debemos denunciarlo. Nosotros
 con informes. Otras asociaciones, como Abogados Cristianos, ante los tribunales. Ambas
 labores son necesarias.
Desde el OLRC, publicamos todos los casos que recogemos en nuestra web y en redes sociales,
 y elaboramos el informe que enviamos a medios de comunicación, políticos, representantes 
civiles, gubernamentales y religiosos y a organismos internacionales, como la Secretaría de Estado 
de Estados Unidos (que realiza el informe más completo sobre libertad religiosa a nivel mundial) 
o la OSCE (Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa), que recoge cada año
 todos los delitos de odio.
Si estos ataques no aparecen en medios o nos los hacen llegar personas particulares, no los 
podremos reportar (afortunadamente, este medio es uno de los que sí los publican). Entonces, 
podría parecer que no existe cristianofobia en España. Y, por los ejemplos dados más arriba 
y por la experiencia que nos cuentan muchos cristianos, sabemos que sí. Más de una vez nos ha
 pasado que al publicar casos en nuestras redes sociales o el informe anual, nos han escrito 
feligreses diciendo que en su parroquia había habido una profanación o una pintada, pero no 
había aparecido en ningún sitio.
Les pido que, si hay casos similares cerca de usted, por favor nos envíen una foto o nos escriban 
para contárnoslo. Denunciemos, entre todos, los ataques a la libertad religiosa en España.

sábado, 21 de abril de 2018

FAMILIA / CRITERIO Hay que leer a Laje

Hay que leer a Laje

Toca promocionar a la competencia: Agustín Laje y Nicolás Márquez 
publicaron en 2016 El libro negro de la nueva izquierda, un must para 
cualquiera que desee entender el trasfondo histórico-filosófico del 
feminismo radical y el homosexualismo.


Agustín Laje y Nicolás Márquez, coautores de
Agustín Laje y Nicolás Márquez, coautores de "El Libro Negro de la Nueva Izquierda" / Cortesía de Fundacion para la Familia (FAM)
Mi artículo de hoy es quijotesco. Pues publiqué en 2011, en colaboración con Diego Poole, un libro
llamado Nueva izquierda y cristianismo, en el que reflexionábamos sobre las sucesivas mutaciones 
del “marxismo cultural” y las razones de su renovada hostilidad hacia la Iglesia. Pero ahora toca 
promocionar a la competencia: Agustín Laje y Nicolás Márquez publicaron en 2016 
El libro negro de la nueva izquierda, un must para cualquiera que desee entender el trasfondo
 histórico-filosófico del feminismo radical y el homosexualismo, elevados en los últimos t
iempos a la categoría de “religión de Estado” (la bandera arcoiris es izada con devoción 
en los edificios públicos en los días del Orgullo Gay).
El brillante capítulo que firma Agustín Laje analiza el feminismo radical como uno de los
 avatares del postmarxismo. A la altura de los años 60, el feminismo razonable (el de Mary 
Wollstonecraft o las sufragistas) se había quedado ya sin nada que reivindicar en Occidente, 
una vez alcanzados sus objetivos (voto femenino, igualdad jurídica hombre-mujer, etc.); pero 
también el marxismo había perdido a su sujeto revolucionario clásico: los obreros, aburguesados
 por el espectacular crecimiento económico de los “treinta gloriosos” (1945-75), no estaban
 ya disponibles para “la lucha final”. Marx había escrito en el Manifiesto Comunista que 
“los proletarios no tienen nada que perder, salvo sus cadenas”; ahora bien, el “proletario”
 de 1968 está orgulloso de su Seiscientos, de su pisito y de que sus hijos estudien en la 
Universidad. Hacía falta, pues, encontrar nuevos oprimidos. El sexo femenino era un buen 
candidato (como lo serán, también, los homosexuales o las minorías raciales). Había que 
convencer a las mujeres de que, aunque ya puedan votar, estudiar, trabajar, etc., siguen siendo 
víctimas.  Pues están oprimidas por la maternidad, por la familia, por la heterosexualidad, por 
el concepto mismo de “mujer” (que será deconstruido por la ideología de género).
Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.
Haz un donativo ahora
“Es mérito de Laje haber puesto el foco sobre una etapa relativamente inexplorada de la historia de las ideas: las vicisitudes del feminismo y de la revolución sexual en el bloque soviético”
En realidad, el precursor del giro feminista del marxismo había sido el mismísimo Engels de 
La familia, la propiedad privada y el Estado (1884), que fabula un comunismo primitivo
 matriarcal, vincula la aparición del patriarcado a la de la propiedad privada y equipara la
 “dominación de la mujer por el hombre” a la del proletariado por la burguesía. Por tanto,
  la revolución socialista liberará a la mujer a la par que a la clase obrera.
Es mérito de Laje haber puesto el foco sobre una etapa relativamente inexplorada de la historia 
de las ideas: las vicisitudes del feminismo y de la revolución sexual en el bloque soviético. 
Confieso que desconocía, por ejemplo, la figura de Aleksandra Kollontay, quien, en 
El comunismo y la familia (1921) propugnó la desaparición de la familia y la asunción 
de sus funciones por el Estado totalitario: las mujeres ya no tendrán que ocuparse del trabajo
 doméstico (pues existirá un cuerpo especial de limpiadoras estatales dedicadas a esas labores), 
de preparar la comida (habrá cantinas públicas), ni de educar niños (para eso están las
 guarderías populares). En El amor de tres generaciones, Kollontay completa esa 
liberación con la revolución sexual y el comunismo libidinal: “La actividad sexual es una 
simple necesidad física. Cambio de amante según mi humor”.
Lenin y Stalin, dictadores soviéticos / Wikimedia
Lenin y Stalin, dictadores soviéticos / Wikimedia
Y estas disquisiciones, explica Laje, no quedaron en fantasías, sino que se materializaron en gran
 medida en la URSS de los años 20. Es importante saber que las “liberaciones” de 1968 habían
 sido ya ensayadas en la Rusia genocida de Lenin y Stalin: allí hubo aborto legal, “marchas de
 la desnudez”, “ligas del amor libre” y hasta proyectos de instalación de cabinas públicas para
 tener relaciones sexuales en la calle.
Pero en los años 30 Stalin decretará el final de este Woodstock bolchevique: por ejemplo, el 
aborto volverá a ser penalizado a partir de 1936. ¿Qué había ocurrido? Las políticas de liberación 
sexual y deconstrucción de la familia –sumadas a las masacres de la Guerra Civil de 1918-21 y
 del Holomodor ucraniano de 1932-33- estaban conduciendo a la URSS al colapso demográfico
En 1934, en Moscú, el 75% de los embarazos terminaban en aborto. Igual que, en 1941, Stalin 
redescubrió el patriotismo ruso para galvanizar la resistencia a la invasión nazi, así a mediados 
de los 30 redescubrió “la familia soviética” como el nuevo ideal revolucionario que debía 
reemplazar al libertinaje de los años 20.
“Hoy ya sabemos que el paraíso socialista no existía. El marxismo cultural ha quedado reducido ahora a la negación pura, la devastación por la devastación, la perversión por la perversión”
Así que los gerontócratas del Soviet Supremo debieron ver cielo abierto cuando, en los 60, se 
extendieron por Occidente las mismas ideas disolventes que la URSS había sabido erradicar a 
tiempo. No obedeció todo a una conspiración soviética: las Simone de Beauvoir, Betty Friedan, 
Kate Millet o Shulamith Firestone (también agudamente analizadas en el libro de Laje y Márquez)
 se bastaban para diseñar un nuevo feminismo anti-maternidad, anti-familia y, en sus más 
recientes versiones, anti-mujer. Pero el KGB se frotó las manos, y colaboró en cuanto pudo a 
la “desmoralización” del enemigo (es decir, a la erosion de su superestructura moral, ideológica 
y familiar, precondición imprescindible para el posterior desmontaje de su estructura económica, 
como había teorizado ya en los años 20 Antonio Gramsci). Lo explicó en una impagable
 entrevista de 1983 Yuri Bezmenov, espía soviético huido a Occidente, que reconoció que el
 KGB dedicaba el 85% de su presupuesto a la “lucha cultural”, con notables resultados
“[La mayoría de los jóvenes occidentales, influidos por un sistema educativo y una cultura
 “progresistas” en los 60 y 70] están ya contaminados, están programados para pensar y 
reaccionar a ciertos estímulos. No pueden cambiar de opinión aunque les demuestres que el 
blanco es blanco y el negro es negro. […] Ni siquiera el camarada Andropov y todos sus
 expertos habrían soñado un éxito tan tremendo”.
La destrucción cultural que pusieron en práctica Engels, Gramsci o incluso todavía 
Simone de Beauvoir (devota comunista, como su compañero Sartre) tenía un sentido 
instrumental y a su manera esperanzado: había que destruir la moral de Occidente
 para poder derribar el capitalismo y construir sobre sus ruinas el paraíso socialista. 
No se puede hacer una tortilla sin romper los huevos. Pero hoy ya sabemos que el 
paraíso socialista no existía. El marxismo cultural ha quedado reducido ahora a la 
negación pura, la devastación por la devastación, la perversión por la perversión. 
Lean a Laje y Márquez para saber a qué extremos delirantes de nihilismo están llegando 
la ideología de género y la teoría queer. Lo más suave es esto de la filósofa Leonor Silvestri: 
“No tendremos hijxs [hijos], adoramos la soledad, celebramos e insistimos en la destrucción
 de toda relación de pareja, monogamia, uniones sentimentales, hetero-compromisos, 
enamoramientos, amor romático o relaciones agazapadas bajo la mierda del amor libre. 
Todas establecen territorios y jerarquías de opresión”.

viernes, 20 de abril de 2018

El nacionalismo, una patología criminal

El nacionalismo, una patología 

criminal

Se llama trastorno delirante, esquizofrenia paranoide o simplemente paranoia. 
Pero además de una enfermedad mental, el nacionalismo es una manifestación
 de la conducta propia de personas con muy escasas luces.


Explosión consecutiva de euforia y decepción de nacionalistas catalanes con la 'no declaración de independencia' a cargo de Carles Puigdemont el 10 de octubre de 2017.
El etnicismo o nacionalismo no es en absoluto una ideología, como nos quieren hacer creer quienes 
viven de ello. Se trata más bien de una de las enfermedades que ha producido más crímenes 
en la historia reciente de la Humanidad. La última guerra que el nacionalismo provocó en 
Europa dejó cuarenta y cinco millones de muertos.
¿La última? No. Luego vinieron las guerras producidas por la caída del comunismo, que 
desencadenaron atroces genocidios de tinte nacionalista en los Balcanes.
Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.
Haz un donativo ahora
En cuanto a España, y solo desde los años 60, el nacionalismo ha provocado más de 800 muertos, 
los firmados por los criminales del etnicismo nacionalista vasco. ETA. Los mismos que comparten
 “sentimiento nacional” y objetivos con partidos como el PNV, tradicional aliado de PP y PSOE.
Los criminales del nacionalismo vasco están aposentados en las instituciones gracias ahora a
 Rajoy (doctrina Parot), antes a Zapatero (diálogo, diálogo), antes a Felipe González 
(diálogo, diálogo, diálogo + GAL). Pero aunque la mona se vista de diputado, sigue
 siendo asesina. Asesina nacionalista. O lo que en este caso es lo mismo: asesina en serie.
Los terroristas Josu Urruticoechea 'Josu Ternera' y Arnaldo Otegi, cuando compartían escaño en el Parlamento Vasco.
Los terroristas Josu Urruticoechea ‘Josu Ternera’ y Arnaldo Otegi, cuando compartían escaño en el Parlamento Vasco.
De unos años a esta parte, en España el nacionalismo se aprecia también por sus manifestaciones 
conductuales: hoy se manifiesta como una actividad propia de imbéciles, término que según 
la RAE significa: “Tonto o falto de inteligencia”. O más bien propia de idiotas. RAE: 
“Tonto o corto de entendimiento. Engreído sin fundamento para ello.”
Eso es exactamente el nacionalismo catalán: una actividad propia de enfermos 
necesitados de ingreso urgente (preferiblemente para no salir en muchos, muchos 
años del sanatorio). Aunque conviene no olvidar que el nacionalismo catalán también 
es asesino, como todos los etnicismos, y ha provocado muertos en Cataluña.
“La paranoia pervierte la realidad y quien la padece ve negro lo que es a todas luces blanco. A esto se le llama delirio y conduce al enfermo a creer que lo que ve no es verdad y lo que inventa es lo cierto”
En todo caso desde que comenzó este agitado siglo la cosa se circunscribe en nuestro país a l
a antesala del psiquiatra, gracias a algunos, pocos, jueces libres y honestos, que no gracias 
al Gobierno de la nación.
Según el psiquiatra Enrique González Duro “el pensamiento paranoide es rígido e
incorregible: no tiene en cuenta las razones contrarias, sólo recoge datos que le confirmen 
el prejuicio para convertirlo en convicción”.
La paranoia pervierte la realidad y quien la padece ve negro lo que es a todas luces 
blanco. A esto se le llama delirio y conduce al enfermo a creer que lo que ve no es verdad y
 lo que inventa es lo cierto. Por ejemplo, Puigdemont es un exiliado, no un prófugo, y
 ha sido detenido por Hitler:
“El hecho de que el presidente de la Generalitat esté precisamente en manos alemanas 
ha hecho despertar el recuerdo histórico de lo que pasó el año 1940, cuando el entonces
 president de la Generalitat, Lluís Companys, también en el exilio, fue detenido en la
 Francia ocupada por la policía militar alemana y posteriormente entregado por la policía
 política nazi -la temible Gestapo- a las autoridades españolas” (El nacional, 25.3.18).
Incapaz de comprender la realidad, el paranoico se siente ofendido por nimiedades,
 no puede confiar en nadie, percibe cualquier información externa como una agresión
 y se siente perseguido, víctima de conspiraciones de todo tipo.
Leonardo Da Vinci y Cristóbal Colón fueron catalanes, según los nacionalistas.Leonardo Da Vinci y Cristóbal Colón fueron catalanes, según los nacionalistas.
Leonardo Da Vinci y Cristóbal Colón fueron catalanes, según los nacionalistas.
Si al estado trastornado propio del paranoico se suma la debilidad intelectual obtendremos 
el perfecto retrato robot del nacionalista, en este caso del nacionalista catalán:
  • “Leonardo da Vinci era catalán. Son una familia de catalanes que se instalan en Italia.
  •  Él sería uno de los descendientes. No hace falta ser un gran erudito para ver que los
  •  cuadros de Leonardo hay unas montañas que recuerdan Montserrat”. 
  • (Jordi Bilbeny, historiador, en Institut Nova Història, 30.1.13).
  • “Colom, de pequeño, vivió en la entonces isla de Génova (situada enfrente de Tortosa,
  •  en el río Ebro, convertida hoy en el barrio tortosino de Ferreries) y el 4 de agosto del 
  • 1492, comandando las tres carabelas, zarpó del puerto ampurdanés de Pals”.
  •  (Colom, els templers i l´ADN, publicado en Diari de Girona).
  • “Un total de 120 hombres de diferentes localidades de Catalunya cuyo primer apellido 
  • es Colom han accedido a que les practicaran pruebas de ADN con el objetivo de 
  • poder confirmar el origen catalán de Cristóbal Colón”. (Publicado en La Vanguardia, 12.1.06).
  • “Maria Magdalena practicó penitencia en las montañas de Corbera, en el bajo Llobregat. 
  • Hizo una escala en Estartit [Gerona], lugar en que se levantaba un templo dedicado a la 
  • diosa Astarté, diosa de la cual ella fue sacerdotisa, antes de conocer Jesús”. 
  • (Publicado en Diari de Girona).
  • El Quijote se escribió en catalán y nos ha llegado en castellano porque no se 
  • dejó que sobreviviera en catalán. Se hizo porque en algún momento que hubiera
  •  libertad se pudiera saber la verdad de los hechos que en aquella época estaban prohibidos
  •  y que la gente en algún momento sepa quién ha sido la buena gente y la mala gente. 
  • (Publicado en Nació Digital 4.4.12).
  • “En Barcelona es muy hortera hablar español, yo sólo lo hablo con la chacha y con
  •  algunos empleados. Es de pobres y de horteras, de analfabetos y de gente de poco nivel. 
  • El independentismo en Catalunya está absolutamente justificado aunque sólo sea para
  •  huir de la caspa y del polvo, de la tristeza de ser español”. (Salvador Sostres, publicado
  •  en Avui 5.4.07).
  • “El abad de Montserrat consideró que ‘los encarcelamientos preventivos, incomprensibles
  •  para mucha gente, están creando una inquietud notable’ . Para hacer frente a esta situación 
  • el padre abad apostó por ‘la reflexión y el diálogo sin humillaciones’. (El Punt Avui, 25.3.18).
  • Antes hay que salvar a Catalunya que a la democracia“. (Heribert Barrera, primer 
  • presidente del Parlamento catalán, secretario general y presidente de ERC, publicado en
  • El Periódico 1.3.01).
  • “El presidente de la Conferencia Episcopal de Tarragona, el arzobispo Jaume Pujol, lamentó
  •  mucho el encarcelamiento de los políticos porque ‘hace más difícil un futuro en convivencia’.”
  •  (Publicado en El Punt Avui, 25.3.18).
  • “España está en deuda con Cataluña.” (Jordi Pujol en El Mundo, 11.9.05).
  • “Cataluña ha agotado su margen de generosidad con las Españas”. (Pasqual Maragal
  •  en el parlamento autonómico catalán, 30.9.05).
Decía Carod Rovira, vicepresidente de la Generalidad catalana, que “el estilo catalán de 
hacer política es más educado, más civilizado, no agresivo ni destructivo”. (publicado en Avui
21.6.06). Tal vez por eso el himno supuestamente “nacional” de la región, Els segadors,
 habla de degollar a los no catalanes.

jueves, 19 de abril de 2018

PROYECTO P.U.A. [ Partidos Unionista Asociados] LÍDERES POLÍTICOS DE BUENA VOLUNTAD (Juan Prada Bécares)

LÍDERES POLÍTICOS DE BUENA VOLUNTAD

Santiago Abascal, Presidente de VOX, dirigente emergente al que
las encuestas dan más posibilidades de superar la marginación
mediática de los princioales medios de comunicación social.
----------------------------------------------
 
Una enorme cantidad de los votos electorales caen en la abstención                                                                                  o en la mano de los grandes partidos que parecen menos preocupantes para el futuro confuso que ofrecen, avenidos con los poderes fácticos que se lucran con los desequilibrios colectivos.
Muchos ciudadanos consideran inútil dar su apoyo a los desunidos pequeños partidos implicados realmente en la defensa de la unidad nacional y la protección de sus derechos y libertades, votando por lo que creen el mal menor frente al riesgo de no obtener algo mejor incierto.
Si los dirigentes de los grupos políticos con buenos propósitos y malos resultados en las urnas, se decidieran a colaborar mutuamente abandonando sus aislamientos inoperantes, se encontrarían, seguramente, con resultados sorprendentes, tomando la medida conjunta que les sugerimos en nuestro adjunto PUA ( Partidos Unionistas Asociados) o cualquier otra similar o superior.
 
Cordialmente a 2018.04.18..
 
 
COMITÉ DE CUMPLIMIENTO DE LA CONSTITUCIÓN
 
Juan Prada Bécares, Abogado, Promoción 9 Abril de 1952 para Defensa del Derecho a la Vida y la Integridad Física y Moral de las Personas. Académico Correspondiente de la Real Academia de Ciencias, Bellas Letras y Nobles Artes de Córdoba.



miércoles, 18 de abril de 2018

¿Son útiles las autonomías?

¿Son útiles las autonomías?
Buenos días nos dé Dios.
Ayer escuché un comentario que planteaba que “el Gobierno central considera que Cataluña ‘funciona bien con el 155’.”
Si eso es verdad, ¿no sería oportuno analizar la idoneidad de las autonomías? 
Es decir, ¿sirven para algo positivo en relación al precio que cuestan? 
Todo el mundo entiende que cada trabajador debe ofrecer un beneficio a la sociedad, no necesariamente económico (puede ser lúdico, como un artista que ameniza una fiesta o de seguridad, como un guardia). Todo el mundo también entiende que cuando contrata a un profesional espera de él una solución dentro de un presupuesto y si no ocurre así, basta con despedirle y buscar a otro.
¿Por qué no hacemos lo mismo con el Estado de las Autonomías? 
No sé si alguna vez sirvieron para unir en lugar de separar, pero ahora es palpable que son caras e inútiles, máxime cuando una autonomía, la catalana, ha dejado de funcionar y el Gobierno central ha tomado su control y las cosas “funcionan bien".
Espero haberme explicado.
Que Dios nos guarde.

Jesús G. R. M.

lunes, 16 de abril de 2018

La ingeniería social acabará como Parque Jurásico

La ingeniería social acabará como 

Parque Jurásico

Todos los experimentos de ingeniería social fracasarán, probablemente se 
necesiten dos o tres generaciones, pero fracasarán. La cuestión es cómo
 nos manejamos entretanto para que no nos devore el T-Rex.

C
Escena de la mítica película de Steven Spielberg, 'Parque Jurásico'.
Escena de la mítica película de Steven Spielberg, 'Parque Jurásico'.
Uno de los personajes más fascinantes de la novela “Parque Jurásico” es el del joven matemático 
especialista en la Teoría del caos, Ian Malcom. Escéptico sobre la idea de la resurrección de los
 dinosaurios, demuestra con un solo dato que a pesar de las apariencias de tranquilidad el parque 
está fuera de control.
No tiene más que pedir unos gráficos sobre la distribución de la población de dinosaurios. 
Cuando le enseñan que la distribución es “normal” sonríe. Si el Parque es artificial nunca 
debería mostrar unos datos normalizados. Si sólo se fabricaban hembras, no podía haber
 una distribución normal. La naturaleza está actuando, los dinosaurios andan sueltos.
Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.
Haz un donativo ahora
Malcom no sabe todavía cómo pero se vuelve a verificar el adagio “Dios perdona siempre, 
el hombre a veces, la naturaleza nunca”. Naturaleza en su sentido filosófico. Una naturaleza 
que tiende al equilibrio, a su “normalidad” y que cuando es violentada reacciona, también 
violentamente, para recuperar su estado. En este sentido el Decálogo, la explicitación de
 la ley natural inscrita en el corazón del hombre, también supone entre otras cosas el último
 valladar del individuo frente a su autodestrucción.
Todos los experimentos de ingeniería social fracasarán, probablemente se necesiten dos o 
tres generaciones, pero fracasarán. La cuestión es cómo nos manejamos entretanto para que no n
os devore el T-Rex.
“La ingeniería social en China no sólo va a tener que convivir con el Tiranosaurio Rex del relevo generacional, también con los velociraptores de los efectos colaterales de la ‘política del hijo único'”
Un ejemplo reciente lo tenemos en China, con la aplicación de la ‘política del hijo único’
Aunque a corto plazo se manifestó como un remedio eficaz de control de población, no pudo
 prever la naturaleza humana. Por un lado se desestructuró la familia, hasta el punto de tener 
que plantear que por ley exista la obligación a los hijos a “volver a casa con frecuencia para 
visitar a sus padres”. El sistema económico y de asistencia no permitía hacerse cargo de tantas 
personas mayores. Y por otro lado tampoco tuvo en cuenta que la reducción a un único hijo
 implicase que se prefiriese que ese hijo fuese varón.
Las consecuencias no son únicamente el aborto selectivo de mujeres, también la cosificación 
de la mujer como un ‘bien de lujo’ al alcance exclusivo de los más pudientes, que ha potenciado 
la importación de mujeres de otros países con destino a la prostitución, o soluciones tan brutales
 como que se compartan las mujeres entre varios hombres, ya que las previsiones son que en 2020 
habrá 30 millones de varones adultos que no tendrán acceso a una mujer.
La política del hijo único en China ha coartado la libertad y trae graves problemas demográficos al país.
La política del hijo único en China ha coartado la libertad y trae graves problemas demográficos al país.
Todo esto aderezado por el problema que supone para la sociedad china que la segunda mitad 
del siglo XXI está formada mayoritariamente por hijos únicos varones crecidos en un
 ambiente consumista y por qué no decirlo, malcriados.
La ingeniería social en China no sólo va a tener que convivir con el Tiranosaurio Rex del
 relevo generacional, también con los velociraptores de los efectos colaterales de la ‘política del hijo único’.
“La Humanae Vitae profetizaba los efectos de la ruptura del aspecto unitivo y procreativo de las relaciones sexuales y que no pueden negarse sin faltar a la verdad”
Otro ejemplo de ingeniería social lo tenemos en la mentalidad anticonceptiva que impregna 
Occidente y que fue denunciada por Pablo VI hace ahora 50 años en la encíclica Humanae Vitae
En ella que profetizaba los efectos de la ruptura del aspecto unitivo y procreativo de las
 relaciones sexuales y que no pueden negarse sin faltar a la verdad:
  • Consideren, antes que nada, el camino fácil y amplio que se abriría a la infidelidad conyugal y a la degradación general de la moralidad. No se necesita mucha experiencia para conocer la 
  • debilidad humana y para comprender que los hombres, especialmente los jóvenes, tan vulnerables
  • en este punto tienen necesidad de aliento para ser fieles a la ley moral y no se les debe ofrecer
  •  cualquier medio fácil para burlar su observancia.
  • Podría también temerse que el hombre, habituándose al uso de las prácticas anticonceptivas,
  •   acabase por perder el respeto a la mujer y, sin preocuparse más de su equilibrio físico y
  •  psicológico, llegase a considerarla como simple instrumento de goce egoísta y no como a compañera, respetada y amada.
  • Reflexiónese también sobre el arma peligrosa que de este modo se llegaría a poner en las manos
  •  de autoridades públicas despreocupadas de las exigencias morales. […] En tal modo los hombres, 
  • queriendo evitar las dificultades individuales, familiares o sociales que se encuentran en el
  •  cumplimiento de la ley divina, llegarían a dejar a merced de la intervención de las autoridades 
  • públicas el sector más personal y más reservado de la intimidad conyugal.
Pero, también hace cincuenta años comenzó la materialización de otro fenómeno de ingeniería social 
que aunque no tuvo unas manifestaciones tan visibles como las anteriores sus efectos en la sociedad,
 no sólo en el ámbito familiar, también son significativos: el ataque a la figura del padre.
“Basta dar un rápido repaso mental al papel del padre en las series de ficción para hacerse una idea del rol que quiere asignársele al padre y especialmente el repudio a las virtudes y valores que representa”
Un ataque en varios frentes y que explica su éxito. Ya sea por su identificación con la autoridad 
en las corrientes culturales y filosóficas del mayo francés del 68, como principal escollo en las
 corrientes igualitaristas de mediados del siglo pasado o como tesis a superar en el neofeminismo 
de corte marxista.
Imagen referencial de la relación padre-hijo / Foter
Imagen referencial de la relación padre-hijo / Foter
Un ataque que no se dirige  tanto a su razón biológica como a su función en la familia y en 
la sociedad, su rol se dice ahora. Una paternidad, que como señalaba el cardenal Cordes es distinta y 
complementaria a la maternidad:
Es una lección para aceptar que el papel del padre es diferente al de la madre. La paternidad 
como vocación no se limita al amor tierno por el hijo. No busca su complacencia, concediéndole
 todo lo que quiere. Obviamente tampoco es animadversión emotiva contra él. Es algo diferente: es responsabilidad. Por esto, es necesario tener el valor de preservar la propia autoridad. Un hijo 
hoy es una posibilidad maravillosa para superar el egoísmo, que en general es mucho más 
fuerte en el hombre que en la mujer.
Basta dar un rápido repaso mental al papel del padre en las series de ficción para hacerse una
 idea del rol que quiere asignársele al padre y especialmente el repudio a las virtudes y valores 
que representa: autoridad, disciplina, protección, cálculo del riesgo y vida como juego.
La ausencia, o al menos el oscurecimiento, de estos aspectos en la sociedad y en sus dirigentes 
ayuda a explicar la sociedad en la que vivimos.
Como decía Ian Malcom en uno de los diálogos en Parque Jurásico: Dios crea al dinosaurio. 
Dios destruye al dinosaurio. Dios crea al hombre. El hombre destruye a Dios. El hombre crea
 al dinosaurio.”